El Asedio al Santuario de la Virgen de la Cabeza

La Guardia Civil muere, pero no se rinde

 
     
 
lefttop
 

 

Nuestra Señora del Silencio

 

        

NUESTRA SEÑORA DEL SILENCIO

 

Por Blas Ruiz Carmona

 

Nuestra Señora del Silencio, figura principal del Monumento a los Héroes del Santuario de la Virgen de la Cabeza.

En la carretera de acceso al Santuario de la Virgen de la Cabeza, en concreto en su último tramo, es decir, el que conduce desde la plaza del poblado hasta el templo mariano, en el interior de la última curva, se erige, majestuoso, el Monumento a los Héroes del Santuario, levantado en 1965 en honor de quienes en el Cerro de Sierra Morena sufrieron casi nueve meses de penoso Asedio durante la pasada Guerra Civil, cubriéndose de gloria todos ellos, al defender, de forma heroica, el recinto sagrado.

 

En el Menú Principal de este espacio web, hay una pestaña que se llama El Santuario; dentro de ella se abre una opción denominada El Monumento, en la cual el lector interesado en el tema, podrá leer cuándo se inauguró el Monumento a los Héroes del Santuario, así como algunos datos técnicos y artísticos del mismo. Se hace mención en el texto a algo que nos molesta, a saber: desde hace algún tiempo, cuando ciertas personas se refieren a la Virgen, que es la principal figura del conjunto monumental, la llaman Virgen de la Paz, algo que, lo repetimos otra vez, es un invento reciente, y que obedece (poner esa advocación a la imagen mariana), a la moda actual de que todo esté en consonancia con lo políticamente correcto. Quién se ha inventando este nombre (tenemos nuestras fundadas sospechas sobre la autoría del parto), pensará que llamando así a la Virgen, pues “aquí paz, y después gloria”; (y al final los euros, que es lo que verdaderamente les interesa a algunos…).

 

  

¿Desea leer más?...

 

 

 

 

El Asedio en los libros

  

Por Blas Ruiz Carmona

 

 

El Asedio al Santuario de la Virgen de la Cabeza, hecho histórico de que es objeto este espacio web, ha originado una profusa bibliografía, que pretendemos recoger en el presente trabajo.

 

Sólo vamos a enumerar los libros que versan sobre el Asedio, pues, en casi todas las bibliografías manejadas por nosotros hasta ahora, aparecen como libros lo que en realidad son simples artículos periodísticos, algunos de tan sólo una página, aunque no por ello carentes de interés.

 

 

Con respecto a todos y cada uno de los libros del siguiente apartado, tenemos nosotros una opinión formada, que, no obstante, nos vamos a reservar, con la seguridad de que los lectores interesados por el tema del Asedio, tras su lectura, podrán llegar a sus propias conclusiones, a la luz de lo que se dice en cada uno de los textos.

 

 

¿Desea leer más?...

 

 

 

Caídos en la heroica defensa del Santuario

 

 

Dieron su vida por salvar la de la Patria.

No lloréis su muerte.

Envidiadles.

 

 

 

INSTITUTO GLORIA A TI...

 

Ilustración: Blázquez Bestard

 

        

 

 

 

HIMNO DE LA GUARDIA CIVIL

 

Instituto, gloria a ti,
por tu honor quiero vivir,
Viva España, viva el Rey,
viva el orden y la Ley,
viva honrada la Guardia Civil.

Benemérito Instituto,
guarda fiel de España entera,
que llevas en tu bandera
el lema de paz y honor.

Por glorificar el nombre
que el gran Ahumada te diera,
con tu sangre noble y fiera,
has bordado tu blasón.

Vigor, firmeza y constancia,
valor en pos de la gloria,
amor, lealtad y arrogancia,
ideales tuyos son.

Por ti cultivan la tierra,
la Patria goza de calma,
por tu conducta en la guerra
brilla airoso tu pendón.

Instituto, gloria a ti,
por tu honor quiero vivir,
Viva España, viva el Rey,
viva el orden y la Ley,
viva honrada la Guardia Civil.

 



 

 

 

 

El CEMENTERIO DE LOS HÉROES

 

 

        

 

Foto B. R. C.

 

LA MUERTE NO ES EL FINAL

 

Cuando la pena nos alcanza
por un hermano perdido,
cuando el adiós dolorido
busca en la Fe su esperanza.

En Tu palabra confiamos
con la certeza que Tú
ya le has devuelto a la vida,
ya le has llevado a la luz.
Ya le has devuelto a la vida,
ya le has llevado a la luz.

 



 

 

 

 

LA VIRGEN DE LA CABEZA

 

 

        

 

Foto B. R. C.

 

MORENITA Y PEQUEÑITA

 

Morenita y pequeñita

lo mismo que una aceituna,

una aceituna bendita

morena de luz de luna.

Meta del giennense anhelo,

bronce de carne divina,

escultura en barro santo,

un chocolatín del cielo

envuelto por la platina

del orillo de su manto.

 

Es la ermita,

reja que su marco aroma

entre jaras de la sierra,

una cita,

colgada entre cielo y tierra.

 

Morenita y pequeñita,

la Virgen su gracia asoma

entre el joyel que la encierra

morena de luz de luna.

Desde el olivar del cielo

que en plantas de hojas se encierra,

cayó una aceituna al suelo,

rodó y se paró en la sierra,

morenita y pequeñita.

¡Una aceituna bendita!

 

 



 

 

 

 

 

 

 
topright